2008/12/10

> Iritzia: Juan > DESMEMORIA HISTORICA DEL MOVIMIENTO

Desde hace ya años de vez en cuando topo con lecturas "curiosas" sobre la reciente historia del movimiento, en algunas ocasiones incluso asistí perplejo a algún acto público en el que una o varias personas exponían con total seguridad algunas de estas "reescrituras" de la historia sin citar fuente alguna como si fuera experiencia propia, algo que yo sabía falso pues yo mismo fui testigo de los hechos narrados y ellos nunca estuvieron presentes en los mismos.

En principio no me alarmaba, pues siempre han aparecido en todos los movimientos las versiones encontradas sobre tal o cual asunto del pasado incluso por personas no presentes en el suceso y narrado en primera persona.

Con el tiempo y la reiterada sucesión de estos hechos comencé a inquietarme un tanto por lo que podría suponer de desmemoria histórica del movimiento ya que percibí un patrón en todas estas.

Este patrón consiste, primero, en centrarse en un tramo de tiempo y en unos hechos muy concretos, sin duda no casual ya que los mismos son de gran importancia y trascendencia, la salida de COGAM de la COFLHEE y la posterior fundación de LA RADICAL GAY, y segundo en plantear un maniqueo y exclusivamente ideológico desarrollo de los acontecimientos. A saber el COGAM se derechizó echándose en manos del estado y los puros y combativos antisistema se marcharon de ésta para fundar LA RADICAL GAY.

Lo cierto es que como siempre en estos casos las cosas son mucho más complejas que este tipo de lecturas. Y es muy diferente de como yo y muchos otros lo recordamos, y que quizás imprudentemente hemos guardado silencio hasta ahora.

Un ejemplo entre tantos de lo que expongo:

“ El COGAM nació en 1985, tras una reunión de la Coordinadora de Frentes de Liberación Homosexual del Estado Español (COFLHEE) en Madrid. En 1988 proponen a la COFLHEE (y esta acepta) un proyecto de Ley Antidiscriminatoria con las reivindicaciones irrenunciables que, a su juicio, deberían asumir los partidos políticos. De sus postulados revolucionarios iniciales el COGAM va evolucionando hacia posturas políticas más moderadas y posibilistas; esto le llevará en 1991 a abandonar la COFLHEE por considerarla demasiado radical y supondrá la escisión del propio COGAM: algunos de sus miembros fundan la Radical Gay, un grupo combativo, antisistema y muy beligerante contra la Iglesia Católica.[3] En 1992 el COGAM impulsa la creación de la Federación Estatal de Gays y Lesbianas (FEGL)............ “

Fuente: Wikipedia, http://es.wikipedia.org/wiki/COGAM

COGAM abandona la COFLHEE muy a pesar suyo al encontrarse en un callejón sin salida. En 1990 realizó un congreso en el que aprobó una nueva línea estratégica de utilización de los servicios sociales como método para organizar y formar a un mayor número de personas dentro del movimiento, este asunto fue muy mal acogido por la mayoría de los grupos LGTB de la COFLHEE ya que muchos de ellos se definían “movimiento de vanguardia” y no compartían la necesidad de COGAM de atraer a sus filas a más personas y consideraban esta estrategia un riesgo de deriva integracionista y reformista.

En tales circunstancias se llego a una tensa reunión de la COFLHEE, fue realmente desafortunado que ninguna organización se diera cuenta del peligro de realizarla en ese momento.

Hacía ya mucho tiempo que COGAM manifestaba su malestar en la COFLHEE por dos cuestiones, la primera porque algunas organizaciones insistían frecuentemente en presentar en la misma cuestiones importantes sin previo aviso y a su vez exigir una toma de posición, COGAM en aquella época era de las organizaciones más asamblearias que yo he conocido y por lo tanto muy reacia a enviar delegados (solo representantes) a tales actos, sin la necesaria consulta previa a la asamblea de las posiciones a tomar. La segunda era priorizar temas que aunque eran compartidos y apoyados por COGAM en una visión global de luchas para la transformación profunda de la sociedad nunca debían anteponerse a la básica y primordial lucha LGBT.

En el transcurso de la reunión COGAM solicitó al resto que compartieran su nueva estrategia o al menos apoyaran a COGAM en su realización, tras la negativa de la mayoría de los grupos algunos plantearon y exigieron toma de posición ante varios temas importantes sin previo aviso, estos temas eran propios de la agenda del momento de varios partidos de la izquierda extraparlamentaria y no eran más urgentes que en otras ocasiones en los que se posponían para debatir. COGAM se negó a esto y posteriormente hizo una lectura de estos hechos como hostiles por lo que decidió abandonar la COFLHEE para con el tiempo fundar una nueva federación con la premisa de que los grupos participantes fueran independientes de partidos políticos, algo con lo que COGAM había sido tolerante hasta ese momento para con otras organizaciones LGTB e incluso para con sus propios miembros a título personal, y siempre que su pertenencia a dicho partido no se priorizara sobre la voluntad de la asamblea de COGAM, motivo por el que COGAM prohibía explícitamente que su portavoz perteneciera a un partido político, causa esta de la destitución de un portavoz en el pasado por pertenecer a un partido y haberlo ocultado a la asamblea.

Toda esta nueva situación dejo en muy mala posición a un grupo de miembros de COGAM afines a los grupos con los que COGAM tuvo el encontronazo en la COFLHEE y que eran reconocidos por la asamblea de COGAM como “las voces” de estos partidos políticos en la organización. La mayoría de los cuales abandonaron a su vez COGAM para con el apoyo de la COFLHEE fundar LA RADICAL GAY.

Estos son los hechos tal como yo los viví y los recuerdo, en cierta manera fue un desastre ya que la COFLHEE nunca volvió a tener el peso que tuvo en esa época, La radical gay tras un inicio prometedor y muy combativo decayó muy rápidamente hasta desaparecer, y COGAM “murió de éxito” al no ser capaz de manejar la repercusión para la propia organización del triunfo de su nueva estrategia, y sobre todo el caso “concejal Matanzo” pues al ganar COGAM esta batalla, y con la enorme repercusión mediática del caso, atrajo hacia ella la mirada de los grandes partidos políticos parlamentarios, los sindicatos oficiales, a personas ambiciosas de poder y trampolín político, empresarios LGBT en busca de mercado y publicidad gratuita. Todos ellos vieron a COGAM como un botín lleno de posibilidades para sus propios objetivos y sin duda era más de lo que COGAM podía manejar en ese momento convirtiéndose, en poco tiempo, en lo que conocemos hoy en día.

Tengo por ultimo que decir que desde mi punto de vista COGAM desde su fundación y hasta 1992 fue un movimiento LGBT libertario, a pesar de que la mayoría no habíamos leído a Bakunin, Kropotkin, etc. y que COGAM como organización solo acepto las etiquetas LGTB. Su lucha por conquistar la libertad, su rechazo activo al autoritarismo, su organización asamblearia no instrumental, la solidaridad mutua entre sus miembros, su sentido de igualdad en derechos y responsabilidades, su deseo y trabajo para un cambio global y revolucionario en beneficio para todos, su voluntad de independencia a ultranza, su trabajo en pos a organizar la mayor cantidad de personas posible sin elitismos ni mesianismos, la convierten en movimiento libertario.

Escribo este artículo con la esperanza de generar un debate que pueda cerrar algunas heridas que parecen aun abiertas, para permitirnos iniciar nuevos caminos en la lucha, sin mirar atrás más que lo necesario para avanzar más sabiamente que lo hicimos en otras ocasiones, para ser justos con los que comienzan que no tienen porqué, ni deben, beber nuestros “venenos” por un pasado que a veces añoramos y que deformamos por la frustración ante nuestros errores y la vanidad ante nuestros aciertos. Hagamos un esfuerzo de sano debate dando a nuestro “adversario” la razón cuando la tiene y no viendo como “enemigo” al compañero que tiene distinta opinión y que, casi nunca, la diferencia es tan sustancial como creíamos.